BENEFICIOS DEL SILICIO PARA EL CEREBRO, HUESOS, CARTÍLAGOS Y PARA LA SALUD CARDIOVASCULAR

Comparte:

Silicium G5

ESTUDIO PUBLICADO EN
"NUTRITION TODAY"



REALIZADO POR LOS INVESTIGADORES FORREST NIELSEN Y CAROL SEABORN

Forrest H. Nielsen: Doctor en bioquímica por la Universidad de Wisconsin. Pertenece desde 1970 al Centro de Investigación de la Nutrición del Departamento de Agricultura del gobierno de Estados Unidos como científico investigador. Ha sido director de este centro desde 1985. Se ha dedicado los últimos años a analizar el papel nutricional de varios oligoelementos en el organismo humano. 


RESUMEN: El silicio, ¿un elemento beneficioso para huesos, cerebro y vasos sanguíneos? Nutrition Today, Agosto de 1993 por Carol D. Seaborn y Forrest H. Nielsen.
 

Desde hace años hemos hecho investigaciones que indican que el silicio es esencial para formar o mantener huesos sanos y normales, cerebro y vasos sanguíneos sanos y su ausencia puede ser un motivo desencadenante de algunas enfermedades relacionadas con estos tejidos.


Este elemento merece más atención por parte de la comunidad clínica y científica. Muchos estudios confirman el papel importante del silicio en prevenir enfermedades crónicas ligadas a la edad. Sorprendentemente estos informes han sido ignorados o considerados de menor importancia por los profesionales clínicos. Durante 20 años la batalla en devolver la importancia que se merece al silicio ha sido liderada por la Dra. Edith Carlisle. Recientemente decidí unirme a la lucha.
 

Desde hace mucho tiempo se ha creído que el silicio era susceptible de mantener la salud en los humanos. Luis Pasteur predijo que el silicio se convertiría en un elemento químico con propiedades terapéuticas para muchos problemas relacionados con la salud. Desde hace tiempo se han registrado muchos éxitos terapéuticos en numerosas patologías, incluida la aterosclerosis, hipertensión, dermatitis, etc. con derivados orgánicos del silicio.

 


El silicio tiene propiedades que hacen de él un posible elemento estructural o de enlace en los organismos vivos.

  1. 1. El silicio influye en la formación del hueso y de los cartílagos.

  2. 2. Influye en la salud cardiovascular.

  3. 3. Influye en la salud de cerebro.


IMPORTANCIA EN EL HUESO Y LOS CARTÍLAGOS 

  1. Imprescindible para la formación de colágeno. Activa la prolilhidroxilasa.

  1. Imprescindible para la calcificación.

  1. Necesario para la formación del hueso.

  1. Necesario para la formación de los cartílagos. 

 

Presente en los glicosaminoglicanos, en 1972 se informó que el silicio es esencial para la formación del hueso. Procesos analíticos han demostrado que el silicio se combina con los glicosaminoglicanos de diferentes tipos de tejido conectivo y que está implicado junto con el fósforo en la fase orgánica de la calcificación. El silicio juega un papel en la asociación entre las macromoléculas fosfoproteinas-muco polisacáridos y el colágeno, y juega un papel importante en el inicio de la calcificación y la regulación del crecimiento o acumulación de cristales de calcio.


En los últimos años se han descubierto un gran número de macromoléculas de la matriz extracelular que contienen glicosaminoglicanos y sacáridos. Algunas de estas macromoléculas proporcionan una unión entre las células y la matriz extracelular que posibilita a las células supervisar la composición y propiedades de la matriz y responder a sus posibles alteraciones cambiando su actividad sintética. El silicio es necesario para este intercambio de información y de esta manera afecta a la composición del cartílago y a la calcificación.


En tejido óseo in Vitro se requiere silicio para una actividad máxima de la enzima prolilhidroxilasa. (La prolilhidroxilasa es una enzima intracelular requerida para la síntesis y formación de los 20 tipos de colágeno conocidos. Trabaja dentro de la célula modificando las cadenas polipeptídicas para permitir formar estructuras de triple hélice. La prolilhidroxilasa forma la hidroxiprolina y permite conformar la triple hélice del colágeno y su carencia indica formación de fibrosis).


Recientemente hemos encontrado evidencias que el silicio afecta a mediadores locales o circulantes del metabolismo óseo. Estos mediadores extraídos de los huesos estimulan la proliferación de células óseas, síntesis del colágeno y formación ósea.

Basándonos en evidencia sustancial acumulada hasta la fecha, no hay duda de que la carencia de silicio afecta a la salud ósea.

 

Ya que el silicio afecta a la composición del cartílago, incluyendo el cartílago articular, una insuficiente absorción de silicio puede llevar a problemas articulares como la osteoartritis.


IMPORTANCIA EN EL SISTEMA CARDIOVASCULAR

  1. Protección de la pared arterial

  2. Prevención arteriosclerosis y enfermedades cardiovasculares

  3. Acción hipotensora


En 1974 Carlisle constató que un aporte insuficiente de este elemento puede contribuir a causar aterosclerosis e hipertensión, además de problemas óseos y al proceso de envejecimiento ya que los vasos sanguíneos contienen glicosaminoglicanos y colágeno, que se ven afectados por una insuficiente ingesta de silicio. No es sorprendente que el silicio haya sido relacionado con el mantenimiento de unos vasos sanguíneos sanos y en la prevención de la arteriosclerosis, aspecto este ya descrito en fecha tan temprana como 1911, confirmado desde 1965.


Investigadores franceses han informado que el contenido de silicio en una aorta normal decrece con la edad y que la concentración de silicio en la pared arterial decrece con el desarrollo de la aterosclerosis. Estos cambios ocurren en la parte mucopolisacárida y en la elastina.


En Finlandia se ha demostrado lo importante de un aporte de silicio en evitar la aparición de enfermedades cardiovasculares tras el estudio de la población y el tipo de agua que bebían (rica o no en silicio). En hipertensión crónica se han visto tasas bajas de silicio y menor tasa de fibras de colágeno en los vasos sanguíneos.


El efecto benéfico del silicio en prevención del ateroma se produce al asegurar la integridad de las fibras elásticas y así la impermeabilidad de la pared arterial a la infiltración lipídica y al depósito de calcio.

IMPORTANCIA EN EL CEREBRO

Por otra parte el silicio se necesita para prevenir cambios perjudiciales en el cerebro, especialmente en condiciones de bajo aporte de calcio, alto aporte de aluminio y/o inadecuado funcionamiento de la tiroides. De esta manera la ingesta de silicio puede ser de importancia en algunos procesos de envejecimiento y de enfermedad que afectan al cerebro. 


Absorción:

La forma del silicio alimentario determina su idónea absorción y biodisponibilidad. En un estudio, los humanos absorbían solo el 1% de una dosis de un silicato mientras que de un compuesto de metilsilanotriol el 70% era absorbido.

Incide en el hecho de que a pesar de que es fundamental para el ser humano, el problema es su absorción y biodisponibilidad: el envejecimiento y un nivel bajo de estrógenos disminuyen su absorción.

El refinado de los alimentos disminuye su contenido en silicio. La mayor parte del silicio presente en alimentos no se asimila y que las fuentes de silicio son granos sin refinar con alto contenido en fibras, cereales y tubérculos.

 

CONCLUSÍON

El contenido del silicio en dietas humanas puede fácilmente ser más bajo de lo recomendable (alimentos de productos refinados y de origen animal). Los problemas en animales a causa de la privación del silicio empeoran en ciertas condiciones de falta de calcio, exceso de aluminio o nivel bajo de estrógenos. Como estos factores de empeoramiento son encontrados con mucha frecuencia en los seres humanos (como calcio dietético bajo, aluminio dietético alto y el estado bajo de estrógenos, menopausia), entonces no sorprende encontrar condiciones patológicas causadas por la privación del silicio. Así, el silicio se debe considerar un elemento químico importante para los seres humanos.